PINTÓ

Guille Mármol (Especial 50Y ROCK)

El cantante de Eterna Inocencia repasa sus cinco canciones imprescindibles del rock nacional

El Kilómetro 0 desde donde arranca la ruta del rock nacional es el Bar La Perla del Once, donde en 1967 Litto Nebbia y Tanguito compusieron "La Balsa", considerada como la primera canción de este género que en 2017 cumple 50 años. En ese contexto, es que Soy Rock invitó a diferentes músicos que forman parte de este recorrido para que elijan sus cinco canciones imprescindibles y nos cuenten porqué, claro.

Sumo – “Divididos por la felicidad”

Quizá esta no sea la canción más representativa del álbum del mismo nombre, pero este tema me lleva a las influencias más profundas de Luca Prodan. Siempre admiré la propuesta de Sumo y Luca aún hoy me parece una referencia ineludible al hablar de la historia del rock nacional.

 

Fun People – “Estoy (a tu lado)”

La banda que, con temas como este, cambió el paradigma del hardcore punk en Argentina. La cantidad de temas que abordaba me resultó una novedad total, resolviendo muchas de mis primeras inquietudes políticas. El disco entero no tiene desperdicio, lo siento como una obra muy compacta, sin fisuras, que muestra que no toda la juventud estaba “despolitizada” en la década del `90.

Attaque77 – “Espadas y Serpientes”

Todo este disco de Attaque es increíble. Y creo que a muchos nos marcó en nuestra temprana adolescencia. En mi caso todavía no salía hasta muy tarde, apenas comenzando a salir por las noches… este disco respiraba calle

Os Mocos – “Garrote Vil (en vivo)”

Una banda del centro de la Provincia de Buenos Aires (Bragado). El cura genocida Von Wernich, antes de ser encarcelado, jamás pensó que cuando la Iglesia lo enviaba al más recóndito lugar del universo, se iba a encontrar con estos jóvenes punks, que a dos voces denunciaban tempranamente todas las obsenidades a las que nos estaba exponiendo el neoliberalismo de fin de siglo. Una banda alucinante.

Loquero – “El Soldado”

Toda la furia del punk, desde Mar del Plata profunda. La letra remite a una causa justa en manos injusta, ya que de forma tangencial aborda la cuestión Malvinas. Antifascistas, antimilitaristas, este tipo de bandas son las que calaron hondo en un montón de jóvenes y quizá fueron pasadas por alto por las grandes revistas o los programas de rock en prime time. Por suerte Loquero continúa vigente y haciendo muy buenos discos!


Eterna Inocencia toca este jueves 23 a las 23 en La Fiesta Clandestina, junto a Poseidotica en Groove (Av Santa Fe 4389, Palermo, Capital Federal)